domingo, mayo 12

¿Cuál es tu tipo de ángel inversionista ideal?

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

¿Cómo puedes saber cuál es el indicado para tu startup? G2 Consultores recomienda seguir estos cuatro consejos para que encuentres el inversionista ángel ideal.

Encontrar el inversionista adecuado para tu startup no es un tema menor, ya que éste formará parte en todo el proceso de crecimiento del proyecto. Si tu empresa se encuentra en una etapa en la que necesita de un inversionista ángel debes tener muy claro cuál es el más conveniente para ti.

Este tipo de inversionistas están ganando terreno en el sector, tan solo en el último trimestre de 2018, la actividad de los inversionistas ángel representó aproximadamente el 59% de todo el volumen de negocios en el mundo, según Crunchbase.

“Los mejores inversionistas ángeles ayudan a los emprendedores a enfrentar todos los desafíos. Por lo general estos inversionistas suelen tener algo de experiencia en el sector en el que están interesados en invertir”, señala Jorge González Gasque, director general de G2 Consultores -firma especializada en generar estrategias para proyectos emprendedores-.

El financiamiento de startups en etapas temprana depende cada vez más de este tipo de inversionistas, ya que por lo general son empresas para las que los créditos bancarios son riesgosos, además de que la falta de garantías o avales las limitan. De hecho, según datos de Crunchbase, en 2018 se invirtieron a nivel global casi US$15 mil millones en acuerdos startups en fase inicial.

En México, de acuerdo con la Red Mexicana de Inversores existen más de 1.500 inversionistas ángeles. Pero, ¿cómo puedes saber cuál es el indicado para tu startup? G2 Consultores recomienda seguir estos cuatro consejos para que encuentres el ideal:

1. No le debe preocupar el dinero

Lo ideal es que el inversionista sea alguien al cual no le preocupe de manera inmediata el dinero que va a invertir en tu empresa, además no debe ser completamente marginal para él hacer este tipo de inversiones.

“Si está preocupado por perder su dinero, es malo, ya que acabas de empezar un negocio a largo plazo, y si está muerto de miedo, no funcionará porque el retorno de inversión no es en un tiempo corto”, detalla González Gasque.

2. Debe ser un inversionista con experiencia

Es indispensable que tu inversionista tenga su riesgo diversificado y tener experiencia invirtiendo. Contar con al menos unas cinco inversiones similares a la que hará contigo es una buena señal, ya que de lo contrario podría estar obsesionado con el capital que dio para tu startup. Por ejemplo si tiene un millón de pesos y solo los coloca en ti, toda la presión de retorno también recaerá en ti.

3. Debe entender la total iliquidez del modelo de negocio

El inversionista ángel tiene que “despedirse” del capital que te dio y esperar que dentro de cinco o seis años le devuelvas cuatro o cinco veces más ese monto. No debe considerar ese dinero para nada, no es patrimonial.

“La inversión ángel es especulativa y el inversionista debe entender esto. Si su perspectiva es cuánto le vas a retornar, cuándo le vas a dar utilidades, despídete de él y dale las gracias, no es tu inversionista. Si él cree que está entrando en negocios con retorno rápido, como el que invierte en franquicias o restaurantes, no es el ideal para ti. Necesitas a alguien que esté dispuesto a navegar contigo a largo plazo”, indica el director general.

4. Que tenga conocimiento de la industria

Lo más deseable, aunque no indispensable, es que tenga conocimiento de la industria en la que se encuentra tu startup. Esto puede ayudarte, ya que si está conectado en el sector te puede presentar aliados estratégicos. Idealmente sería muy bueno que tu inversionista tenga conocimientos que tú no posees. Busca habilidades complementarias en él, lo que será de gran ayuda para el crecimiento de la empresa.

https://mba.americaeconomia.com/articulos/notas/cual-es-tu-tipo-de-angel-inversionista-ideal

Share.